GUERNICA

GUERNIKA

                                                                       02-guernika-b

La población general no sabe lo que está ocurriendo, y ni siquiera sabe que no lo sabe.

Noam Chomsky.

 

El Guernica dice más de lo que dice pero dice la verdad. En enero de 2017 se cumplen 80 años de la solicitud de colaboración que el gobierno de la II República realizó a Pablo Picasso para que realizase un mural con el que decorar el pabellón español durante la Exposición Internacional de 1937 en París. En un primer momento el artista se mostró renuente, dada las grandes dimensiones del proyecto. Sin embargo, dada la situación bélica del país, pronto se puso a trabajar para denunciar, como el título de la primera lámina que realizó, Sueño y mentira de Franco, proclama la situación que se estaba viviendo en España. El 26 de abril de 1937 la legión Cóndor nazi, bombardea la población de Guernica, asesinando a casi dos millares de personas. Sin ser un objetivo militar, a modo de ensayo para los alemanes, con el objetivo de aterrorizar al ciudadano que perseguía Franco, partidario de una guerra de terror y aniquilamiento total del enemigo.

 

De manera que el genio pasó de la duda a la hora de ejecutar el encargo, al compromiso que le llevó a afiliarse al Partido Comunista Francés, en el terreno político. En el artístico y social, decidió representar la atrocidad cometida en la ciudad de Guernica como una historia al servicio de una causa. La obra no es sino un reflejo de la violencia y la muerte, representada en blanco y negro, con personajes retorcidos dando muestra del dolor, la impotencia, la brutalidad y la oscuridad que se avecinaban. El genio de Picasso, mostró el horro de la guerra sobre las víctimas inocentes, lo que convierte al Guernica en una obra moral, símbolo de la sociedad civil y de la democracia. A pesar del tamaño del encargo la obra se presentó en julio de ese año.

 

Podríamos hoy hacer analogías parecidas con la guerra de Siria, los refugiados en Europa o los sin papeles del estrecho mediterráneo. Pero carecemos de las mentes preclaras de otrora, de egregios personajes que sepan encauzar el sentimiento en trazos de cordura. La cuestión es, que aún donde no está declarada la guerra como tal, la paz ficticia que disfrutamos, solo tapa la falta de democracia y libertad, a la que nos vemos sometidos por las fuerzas opresoras, ostentadoras del poder económico y financiero. Ya no es necesario bombardear para aterrorizar, eso son prácticas de países subdesarrollados, del tercer mundo, cómo si hubiese más de uno. Hoy basta con dejar a la gente sin casa, sin luz, trabajando en condiciones decimonónicas o sin trabajar, eso sí, con buenas terminales móviles para tenernos cabizbajos, como cuando el rey ponía una puerta pequeña a la entrada de sus aposentos para obligar a quien la trasvasase a inclinar la cérvix.

 

Por eso, aunque duela, el aniversario del Guernica pone de actualidad una realidad que trasladada en el tiempo, sigue igual, con los mismos actores que la llevaron a cabo y los mismos sufridos paganos. Para que el Guernica sea historia gloriosa del arte con mayúsculas, es necesario que desde la participación ciudadana, de la reflexión de un pueblo unido, de la legitimidad nacida de la fraternidad, la igualdad y la libertad, nos liberemos de esta rueca macabra y pintemos un mundo de color. Celebremos lo que representa el cuadro, la denuncia. Luchemos por acabar con lo que representa.

 @Polithiquea  

Anuncios
Minientrada | Esta entrada fue publicada en Conciencia cívica ciudadana, Guernica, Participación ciudadana, Realpolitik y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s